Pequeñas historias

—¡Ya!  Está terminado —exclamó mamá al cerrar la puerta del refrigerador—.  Esta tarta de limón estará lista para la hora de cenar.

—Me encanta la tarta de limón —opinó Serena.  La niña cerró los libros que había estado usando—.  Acabo de terminar mi lección para el club de Biblia —comentó mientras se levantaba de la mesa—.  Se trata de las parábolas en Lucas 15.  Mamá, ¿por qué Jesús hablaba tanto en parábolas?  ¿Por qué no simplemente decía lo que quería enseñar?

—Esa es una buena pregunta —aseguró su madre—.  Pensemos en esto.  ¿Cuál crees que podría ser la razón?

—Bueno, las parábolas son como pequeñas historias y tal vez Jesús las usaba para hacer que sus lecciones sean más interesantes, y así la gente le entendería mejor —sugirió Serena—.  Me gustan las historias, y las parábolas de la Biblia son interesantes.  Ilustran lo que Jesús estaba enseñando, ¿verdad?

—Correcto —afirmó mamá—.  Creo que también hacen que las verdades bíblicas sean más fáciles de entender.  Son un poquito… bueno… —ella abrió el refrigerador—.  Mira —indicó después de sacar un limón—.  ¿Quieres comerlo, hija?

—¿Ese limón? —preguntó Serena, sorprendida—.  ¡Claro que no!  Los limones son demasiado agrios.

—Tienes razón —dijo su madre—.  Sería demasiado fuerte para tus papilas gustativas —mamá sacó la tarta que acababa de hacer—.  ¿Y qué te parece esto?  ¿Te comerías un pedazo de tarta de limón?

Serena rio.

—¡No dudes que podría comerme uno o más pedazos de esa tarta!

Su madre asintió.

—Todavía podrás sentir el sabor del limón en esta tarta, pero es mucho más dulce, ¿cierto?  El limón está adaptado para tus papilas gustativas porque el sabor no es tan intenso y puedes disfrutar el sabor de los limones que usé para hacerla —mamá volvió a meter la tarta en el refrigerador para que se enfriara—.  En mi opinión, las parábolas son así, ayudan a nuestras mentes humanas, que responden a las historias, a entender la verdad de la Palabra de Dios.  Las parábolas se adaptan a la forma en que Dios diseñó que nuestros cerebros aprendan.  Jesús pudo haber enseñado la verdad de Dios de una manera más directa, y a veces lo hizo.  Pero creo que el Señor sabía que la gente escuchaba mejor y aprendía más de las parábolas, las pequeñas historias que Él contó.

Serena sonrió.

—¡Lo recordaré cuando esté comiendo mi pedazo de tarta de limón esta noche!  —  DALAN E. DECKER

LAS PARÁBOLAS ILUSTRAN VERDADES

VERSÍCULO CLAVE: MARCOS 4:33 (NVI)

Y CON MUCHAS PARÁBOLAS SEMEJANTES LES ENSEÑABA JESÚS LA PALABRA HASTA DONDE PODÍAN ENTENDER.

¿Disfrutas las historias y aprendes de ellas?  Las historias que Jesús contó ilustran las verdades que todos debemos saber.  ¿Disfrutaste las historias que Él contó en la lectura bíblica de hoy?  ¿Pensaste en su significado?  ¿Qué tal si regresas a Lucas 15 y lees el resto del capítulo?  Este contiene una parábola más larga acerca de un hijo que abandona a su padre.  Léela y luego piensa en lo que enseña sobre el amor y el perdón de Dios.

Clave de Hoy
0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published.