Mira y espera

—Estas vacaciones han sido las mejores —opinó Isaac mientras caminaba con su padre por un callejón angosto en una ciudad histórica, con un helado en la mano.  Un minuto más tarde, el niño apuntó a una ventana por arriba de sus cabezas—.  ¡Papá!  ¡Mira!

Su padre levantó la mirada.  Un gato anaranjado estaba sentado en el borde de la ventana, con una pata colgada en el aire.  Parecía no haber notado su presencia, pero seguía mirando fijamente algo fuera de la ventana.

—Me preguntó qué estará viendo —murmuró papá. 

Isaac se encogió de hombros y siguieron caminando.  Cuando iban de regreso al hotel, pasaron por el mismo edificio y encontraron al gato, que seguía mirando por la ventana.

—Parecería que ese gato estuviera esperando a que algo suceda —comentó Issac.  Su padre asintió y observaron al minino en silencio por un momento.

—¡Permiso! —exclamó una voz detrás de ellos, así que se quitaron del camino y vieron que un niño en bicicleta pasó a su lado y se estacionó debajo de la ventana abierta.  El gato maulló con fuerza y, para su asombro, saltó hacia abajo.

El niño sonrió y se bajó de su bicicleta.  Cargó al felino, que seguía maullando.  Mientras el muchacho lo acariciaba, los maullidos pasaron a ser ronroneos. 

Isaac y su padre siguieron su camino, pero Isaac no podía dejar de pensar en el gato.

—Entonces, ¿ese gato solo estaba esperando que su dueño regresara? —preguntó.

Papá asintió.

—Obviamente lo ama y estaba aguardando su regreso —él hizo una pausa y luego agregó—: Eso me recuerda que la Biblia nos dice que estemos vigilantes y esperemos.  Jesús regresará otra vez y quiere que estemos esperándolo ansiosamente.

—¡Oh, sí! —exclamó Isaac—.  Pero eso no significa que solo tenemos que sentarnos a esperar como ese gato, ¿verdad?

—No —aseguró papá—.  Tenemos que llevar a otros a Jesús mientras esperamos que regrese.  Es triste, pero no todos conocen a Jesús como su Salvador.  Su regreso no será un día feliz para quienes no han puesto su confianza en Él.  Debemos decirle a la gente que Jesús los ama y que Él murió y resucitó para salvarlos, para que también puedan estar listos para Su regreso.

MATEO WELLS

ESPERA ANSIOSAMENTE EL REGRESO DE JESÚS

VERSÍCULO CLAVE: MATEO 24:44

ESTÉN PREPARADOS, PORQUE A LA HORA QUE NO PIENSAN VENDRÁ EL HIJO DEL HOMBRE [JESÚS].

¿Estás vigilante, esperando que Jesús regrese?  ¡El Señor vendrá a hacer nuevas todas las cosas, para que todos los que confían en Él puedan vivir a Su lado para siempre!  ¿Estás listo?  Prepárate para el regreso de Jesús confiando en Él como tu Salvador.  (Haz clic aquí para que conozcas las Buenas Nuevas que Dios tiene para ti).  Entonces, mientras vigilas y esperas, ayuda a las demás personas para que sepan cómo puedes estar también estar listas para Su regreso.

Clave de Hoy
0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published.