Un libro de acción

Leandro cerró de golpe su libro.  “¡Este es el libro más aburrido que he leído!”, declaró.  “Me gustan los libros que tienen mucha acción”.

“Bueno, entonces deberías leer este”, sugirió su mamá mientras sostenía una Biblia.

Leandro frunció el ceño.  “Para serte sincero, la Biblia también me parece aburrida.  O sea, sé que hay algunas historias emocionantes, como Daniel y los leones o David y Goliat, pero ya sé lo que pasa en esas narraciones”.

“Trata de leer el libro de Hechos”, le indicó su madre.  “La historia de la iglesia primitiva es emocionante.  Comienza con un hombre que desafía la ley de gravedad y es lanzado al espacio sin una nave espacial”.

Leandro se enderezó en su silla.  “Oh, mamá, ¡debes estar bromeando!”

“No es broma.  Lee tú mismo el primer capítulo de Hechos”.  Ella le entregó la Biblia.

El niño tomó el libro y empezó a leer.  “Oh”, expresó después de algunos minutos, “te refieres a cómo Jesús ascendió al cielo”.

Mamá rio.  “Claro.  Y también tenemos la historia de un hombre cuya sombra era tan poderoso que la gente venía de lugares muy lejanos para verla y que esta caiga sobre ellos”.

Leandro frunció el ceño.  “¿Estás hablando otra vez de Jesús?”

Su madre negó con la cabeza.  “No.  Revisa el capítulo 5 de Hechos”.

Todo quedó nuevamente en silencio, excepto por el ruido de las páginas.  Entonces Leandro levantó la cabeza.  “¡Recuerdo que oí sobre esto en la iglesia!  ¿Qué otra historia hay aquí?”

Mamá pensó por un momento.  “Una vez hubo una fuga muy emocionante de la cárcel”, afirmó.  “Una noche, uno de los prisioneros recibió a un visitante que aparentemente tuvo un efecto extraño en los guardias… y en sus narices, este sacó al preso por la puerta principal de la cárcel”.

“¿Dónde encuentro esa historia?”, preguntó Leandro.

“No recuerdo exactamente… en algún lugar de Hechos.  Búscala, hijo”, respondió su madre.  “Estoy segura de que, si le das una oportunidad, vas a darte cuenta de que leer la Biblia no es aburrido para nada.  No solo contiene muchas historias emocionantes, ¡sino que todas son verdaderas!  Y todas nos apuntan hacia la historia de Jesús y cómo Él nos salva del pecado.  Llegará el día en que todos los que confían en Él resucitarán de entre los muertos, así como lo hizo Jesús.  ¿Qué puede ser más emocionante que eso?”

“Está bien, mamá”, aceptó Leandro.  “¡Ahora sí ya tengo material para leer!”  — BARBARA J. WESTBERG

LEE LA PALABRA DE DIOS

VERSÍCULO CLAVE: SALMO 119:97

¡CUÁNTO AMO TU LEY! TODO EL DÍA ES ELLA MI MEDITACIÓN.

¿Has leído alguna historia emocionante en la Biblia?  ¡Hay muchas!  Aun las partes de la Biblia que no parecen tan emocionantes nos apuntan a la historia más extraordinaria de todas: la historia de Jesús y de todo lo que Él ha hecho por nosotros.  Invierte tu tiempo en leer la Biblia, aunque la leas poco a poco, y pídele a Jesús que utilice Su Palabra para animarte en tu caminar con Él.

Clave de Hoy
0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published.