Descartar el des

El pequeño Robertito dio un mordisco a su pierna de pollo.

—¡Rico! Está tan bueno que quiero  des—declaró.

—No se dice des, Robertito.  Tienes que decir res —le indicó Benjamín—.  Pon tu lengua detrás de tus dientes.  Ahora di tr-tr-tr —Robertito hizo lo que su hermano sugirió y logró el sonido con éxito.

—¡Lo hiciste! —exclamó Ana, su hermana, con una sonrisa—.  Ahora di tr-tres, tres.

Obedientemente, Robertito hizo lo que se le pidió.

—Tr-tres —dijo con una sonrisa.

Ana y Benjamín rieron junto con sus padres.

—Está bien, Robertito, lo lograrás muy pronto —le aseguró Ana.

—¿Saben?  Creo que todos tenemos que deshacernos de uno o dos des —comentó papá—.  A veces ponemos des frente a algunas palabras para cambiar su significado y decir exactamente lo opuesto de lo que significaba la palabra original.  Por ejemplo, si ponemos des antes de obedecer, ¿qué tenemos?

—Desobedecer —respondió Benjamín.

—Correcto —afirmó papá—, y todos somos culpables de desobedecer de vez en cuanto.

—Pero ¿a quién tienen que obedecer tú y mamá? —preguntó Ana, sorprendida.

—Tenemos que obedecer al Señor —indicó su madre.

—Así es, y Él nos pide que obedezcamos las leyes de nuestro país —agregó el padre, mirando alrededor de la mesa—.  ¿Qué otro des se les ocurre?

Mamá contestó:

—Hace poco tiempo, alguien mintió sobre mí.  Desde que eso ocurrió, ella me desagrada.  Pero ya que he sido salvada por Jesús, necesito obedecerlo y Él nos ordena que perdonemos a otros como Él nos ha perdonado.  Así que voy a confiar en que Jesús me ayudará a quitar el des y perdonarla.

—¿Y qué piensan de ser deshonestos? —sugirió Benjamín.

—¿O tener descontento o estar en desacuerdo? —ofreció Ana.

Papá asintió.

—Entonces, ¿estamos todos de acuerdo en que deberíamos descartar algunos de los deses de nuestras vidas?

—Claro que sí —expresó Benjamín con una sonrisa—.  Pero me alegra que tengamos que deshacernos de un des y no de un pos, porque es hora del postre, ¿no?

Su padre rio.

—Creo que tienes razón.  Disfrutemos nuestro postre y recordemos que, debido a que conocemos a Jesús, Él nos ayudará a deshacernos de los des que impiden que demostremos Su amor a otros.  —  VERA M. HUTCHCROFT

DESHAZTE DE LAS ACTITUDES QUE NO DEMUESTRAN AMOR

VERSÍCULO CLAVE: EFESIOS 4:22-23 (NTV)

DESHÁGANSE DE SU VIEJA NATURALEZA PECAMINOSA Y DE SU ANTIGUA MANERA DE VIVIR… EN CAMBIO, DEJEN QUE EL ESPÍRITU LES RENUEVE LOS PENSAMIENTOS Y LAS ACTITUDES.

¿Existe algún des que tienes que descartar? Muchas de las palabras que comienzan con des son las que conocemos como términos negativos.  No son palabras que te ayudan a demostrar el amor de Dios hacia otros.  Ten cuidado para que estas palabras no se hagan parte de tu vida.  Pídele al Señor que te ayude a deshacerte de ellas y permite que el Espíritu Santo renueve tus pensamientos y actitudes.  Descarta los deses para que otras personas puedan ver el amor de Jesús en tu vida.

Clave de Hoy
0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published.